Presidente Arce: «Si no quieren respetar el voto en las urnas, lo haremos respetar en las calles»

Diario AHORA EL PUEBLO.- Miles de bolivianas y bolivianos iniciaron ayer la marcha desde Caracollo, Oruro, hasta La Paz en defensa de la Revolución Democrática y Cultural, el Proceso de Cambio, la democracia y el gobierno legalmente elegido el 18 de octubre de 2020. El presidente Luis Alberto Arce advirtió que si la derecha golpista no respeta el voto, el pueblo lo defenderá en las calles.

La madrugada de ayer, representantes de varias organizaciones sociales del país se concentraron en inmediaciones de Alto Caracollo (Oruro) para participar en la ceremonia a la Madre Tierra, que dio paso a la entonación del Himno Nacional, luego un minuto de silencio en honor a los asesinados en noviembre de 2019 por el régimen de Jeanine Añez y sus aliados Carlos Mesa de Comunidad Ciudadana (CC); Luis Fernando Camacho de Creemos, Jorge Tuto Quiroga; y Samuel Doria Medina de Unidad Nacional (UN), entre otros.

34 kilómetros recorrieron más de cinco mil marchistas desde Caracollo hasta la población de Panduro.

El Jefe de Estado, el vicepresidente David Choquehuanca Céspedes, el presidente del Movimiento Al Socialismo (MAS), Evo Morales, el ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB), el Pacto de Unidad, los titulares de las cámaras de Senadores y de Diputados, ministros de Estado, autoridades ediles, concejales, asambleístas departamentales y representantes de otras organizaciones participaron en el inicio de la histórica marcha.

RESPETO

En su discurso, el presidente Luis Arce aseguró que la caminata hasta la ciudad sede de gobierno apuesta a fortalecer la democracia recuperada en las urnas por voluntad del soberano con más del 55,10%, que pretende ser arrebatada por la derecha golpista incitando a la convulsión social con mentiras a través de algunos medios de comunicación privados, en su afán de dividir a los bolivianos.

Evarista Hidalgo, Cercado Oruro.

“LA MARCHA ES EN APOYO A NUESTRO HERMANO PRESIDENTE; QUEREMOS EL RESPETO AL VOTO; QUEREMOS QUE (LUIS FERNANDO) CAMACHO, (MARCO ANTONIO) PUMARI, QUE QUIEREN HACER OTRO GOLPE, ESTÉN EN LA CÁRCEL; QUEREMOS JUSTICIA POR LA MASACRE Y LA DISCRIMINACIÓN A NUESTROS HERMANOS”.

En ese contexto, felicitó a las organizaciones sociales del país por la unidad monolítica para defender el voto del pueblo, la patria, el Proceso de Cambio y la Revolución Democrática Cultural. “El pueblo boliviano, hermanas y hermanos, exige respeto a la democracia; el pueblo boliviano no quiere ya que se resuelvan los problemas con violencia; por eso le apostó a la democracia y esta marcha que inicia es claramente la demostración de que el pueblo boliviano exige categóricamente el respeto del voto”, aseveró.

“El pueblo boliviano es el que se tiene que hacer respetar, lo dijimos, si no quieren respetar el voto popular en las urnas, lo haremos respetar en las calles, hermanas y hermanos”, añadió el Jefe de Estado.

Julio Torrico, Santa Cruz.

“ESTAMOS AQUÍ PARA APOYAR AL GOBIERNO ELEGIDO DEMOCRÁTICAMENTE, QUEREMOS UNA VIDA DIGNA, TRABAJAR Y ECONÓMICAMENTE REACTIVARNOS, PERO LA OPOSICIÓN NO QUIERE. POR ESO PEDIMOS QUE EL ESTADO PLURINACIONAL SEA ESTABLE, QUE DEJEN GOBERNAR AL PRESIDENTE. TAMBIÉN QUEREMOS JUSTICIA, PORQUE NINGUNA MUERTE PUEDE QUEDAR IMPUNE”.

FEDERALISMO

Ante el anuncio de Camacho de impulsar el federalismo, el presidente Arce fue categórico al señalar “que el pueblo boliviano ganó las elecciones en 2006 en el Estado republicano, ganó las elecciones con el Estado Plurinacional, ganamos las elecciones con autonomías y ganaremos elecciones con federalismo”.

ESTADO COLONIAL

El presidente del MAS, Evo Morales, aseguró que la derecha golpista no le perdona la nacionalización de los hidrocarburos, la industrialización ni la consolidación del Estado Plurinacional, por lo que no tiene otra opción de buscar la toma del poder por la fuerza, como lo hizo en noviembre de 2019 con un golpe de Estado. “La derecha no quiere un Estado Plurinacional, sino un Estado colonial (…) Por eso nuestra responsabilidad es defender la patria, la democracia y el Proceso de Cambio”, sostuvo.

Marlene de Potosí.

“ESTAMOS MARCHANDO POR UNA PATRIA QUE QUEREMOS DEFENDER, PORQUE YA NO QUEREMOS QUE NUESTROS INQUILINOS NOS DOMINEN. ESAS LOGIAS QUIEREN VOLVER AL PODER CON OTRO GOLPE DE ESTADO Y ARRUINAR DE NUEVO LO QUE ESTAMOS CONSTRUYENDO. ESTAMOS EN LA MARCHA PARA DEFENDER EL VOTO”.

MARCHA

A las 09.40, el presidente Arce, el vicepresidente Choquehuanca y Morales encabezaron la histórica marcha por la patria con más de cinco mil participantes desde Caracollo hasta Panduro (34 kilómetros), acompañados de los ejecutivos de la COB, del Pacto de Unidad, los presidentes del Senado, de Diputados y ministros de Estado.

Morales expresó su complacencia por el respaldo popular de más de cinco mil participantes en la caminata, y adelantó que el 30 de noviembre una multitudinaria concentración “reventará la ciudad de La Paz” en defensa de la democracia, el Proceso de Cambio, la Revolución Democrática Cultural y el gobierno constitucional de Luis Alberto Arce Catacora y David Choquehuanca Céspedes.

Anderson Cáceres de Santa Cruz.

“MARCHAMOS PARA MOSTRAR LA DIGNIDAD DEL PUEBLO BOLIVIANO Y SOBRE TODO PARA HACER RESPETAR EL VOTO QUE HA GANADO EL PRESIDENTE CON MÁS DEL 55%. NO VAMOS A PERMITIR QUE LA DERECHA VUELVA CON OTRO GOLPE DE ESTADO. TAMBIÉN QUEREMOS JUSTICIA POR LA MASACRE DE 2019; NUESTRA JUSTICIA ESTÁ MUY MAL”.

Más de cinco mil bolivianas y bolivianos con banderas de la tricolor, wiphalas y de los departamentos ocuparon los dos carriles de la carretera hacia la sede de gobierno.

Bajo las consignas de “Lucho, no estás solo; Lucho, no estás solo” y “el pueblo unido jamás será vencido” se inició la marcha hasta la población de Panduro, donde se arribó a las 17.20. Se prevé para las 06.00 de hoy la reanudación de la caminata hasta Lahuachaca (31 kilómetros).

Martha Coca de La Paz.

“ESTAMOS PRESENTES EN DEFENSA DE LA DEMOCRACIA, PARA LA DEFENSA DE NUESTRO VOTO, DE NUESTRO PRESIDENTE Y VICEPRESIDENTE. LA DERECHA QUIERE OTRO GOLPE, POR ESA RAZÓN ESTAMOS MARCHANDO. QUEREMOS JUSTICIA PARA NUESTROS HERMANOS MUERTOS, SIGUEN CAMINANDO EN LA CALLE LOS QUE HAN HECHO LA MASACRE EN 2019”.

La bautizada «Marcha por la Patria» llegará el próximo lunes a La Paz

Bolivia: Luis Arce y Evo Morales iniciaron una movilización de 200 kilómetros en defensa de la democracia 

«El pueblo tiene la palabra siempre y lo dijimos: si no quieren respetar el voto en las urnas lo haremos respetar en las calles», advirtió un presidente eufórico. Por su parte, el exmandatario de Bolivia aseguró que la derecha «quiere volver al Estado colonial».

EvoMorales (izq.), Luis Arce y su vice, David Choquehuanca, encabezan la marcha. . Imagen: AFP

Por Guido Vassallo / PAGINA 12 / Argentina.- Entre banderas multicolores, música y rituales andinos, el presidente de Bolivia, Luis Arce, y el exmandatario, Evo Morales, encabezaron este martes el primer tramo de una masiva movilización a favor del gobierno que recorrerá casi 200 kilómetros. «El pueblo boliviano marcha para reivindicar y decir que su apuesta es la democracia. Quienes han perdido en las urnas quieren ganar de otra manera», dijo Arce aludiendo a la oposición de derecha, que mantuvo un paro de nueve días en rechazo a una ley antilavado promovida por el oficialismo.

Miles de partidarios del Movimiento al Socialismo (MAS), liderado por Morales, iniciaron la denominada «Marcha por la Patria» en el poblado de Caracollo, al oeste del país, y esperan llegar el próximo lunes a La Paz. Con las montañas de los Andes de fondo, integrantes de sindicatos afines al MAS y otras organizaciones sociales emprendieron a paso ligero la larga caminata por la ruta ondeando banderas de Bolivia y wiphalas, estandarte de los pueblos del altiplano.

Lucían trajes típicos de telas coloridas, sombreros ornamentados, cascos de mineros y los tradicionales sacos tejidos donde indígenas aimaras y quechuas cargan sus pertenencias e incluso a sus bebés. En la caravana de más de un kilómetro resaltaban enormes pancartas, algunas con imágenes de Arce y Morales, mientras la multitud gritaba consignas a favor de sus líderes.

Arce, quien encabezó los primeros kilómetros de la marcha, pidió fortaleza y unidad a los manifestantes recordando antiguas movilizaciones entre Caracollo y La Paz que fueron hitos de la construcción de la democracia en Bolivia, incluyendo las que derrotaron a las dictaduras en el siglo pasado y las que dieron vida al actual Estado Plurinacional hace poco más de una década.

«El pueblo boliviano tiene la palabra siempre y lo dijimos: si no quieren respetar el voto en las urnas lo haremos respetar en las calles«, advirtió un Arce eufórico, quien también destacó que «el pueblo boliviano es sabio» porque «resolvió el problema de 2019 en las urnas». 

El mandatario dijo que, por el contrario, «quienes han perdido en las urnas, quienes no han tenido la capacidad de generar mayoría quieren ganarla de otra manera, por eso el pueblo boliviano hoy marcha para reivindicar» y para decir que la «apuesta» es por la «democracia». En medio de aplausos y vítores de «Lucho no está solo», Arce dijo que «no se sentía solo» porque «el pueblo estaba con él».

«La derecha quiere volver al Estado colonial»

El expresidente Morales, también presente en el acto, hizo un largo recuento de hechos con los que la oposición derechista trató de impedir primero la asunción presidencial de Arce, y se empeñó luego en desestabilizarlo. «El tema de fondo es que la derecha no quiere el Estado Plurinacional, quiere volver al Estado colonial», afirmó Morales en ese sentido.

«No nos perdonan, esa pequeña oligarquía, que hayamos nacionalizado, recuperado los recursos naturales», advirtió el expresidente de Bolivia entre 2006 y 2019, quien dijo que la marcha era una suerte de «calentamiento» para la concentración del 29 de noviembre en La Paz, sobre la que pronosticó que será tan grande que «hará reventar» a la capital política del país.

«Esta marcha es por la patria, quienes amamos a Bolivia vamos a hacer un esfuerzo de siete días de marcha, todo por la nueva Bolivia que vamos a empezar a reconstruir», señaló y destacó desde una tarima, visiblemente emocionado, la «gran sorpresa de ver miles y miles de hermanos concentrados». Morales finalizó su discurso diciendo que «gracias al voto de ustedes estoy acá de nuevo con vida» e invitó al «pueblo boliviano» a defender al presidente Arce.

En una pausa de la extensa caminata, el dirigente petrolero Rolando Borda dijo que el inicio de la marcha «superó las expectativas» y que se han adherido más personas de las que inicialmente estaban previstas. La dirigenta indígena Flora Aguilar aseguró por su parte que «hoy más que nunca estamos unidos» en «defensa de la democracia» y que ahora la «tarea fundamental» es cuidar también al gobierno.

Desde primeras horas del martes miles de personas se desplazaron hasta Caracollo convocadas por el MAS y por organizaciones afines como la Central Obrera Boliviana (COB), que instruyó de manera «obligatoria» a todas las bases campesinas, indígenas y cívicas a sumarse a la marcha.

La distancia entre Caracollo y La Paz se suele recorrer en unos siete días, por lo que está planificado llegar a la ciudad sede del gobierno el próximo lunes, haciendo escalas en pueblos intermedios que se han organizado para preparar ollas comunes. La marcha en apoyo a la gestión de Arce fue convocada por Morales el pasado 12 de noviembre, luego de una huelga de casi una semana impulsada por la oposición contra una ley de blanqueo de capitales que el gobierno finalmente derogó.

El país sudamericano vive una profunda división política desde 2019, cuando Morales se vio forzado a renunciar a la presidencia luego de perder el respaldo de las Fuerzas Armadas y la policía, en medio de protestas masivas en su contra y acusaciones de fraude electoral cuando buscaba la reelección a un cuarto mandato. De nuevo en el poder desde 2020, el MAS considera que las últimas protestas opositoras fueron un «pretexto» y que en realidad lo que se buscaba era un «segundo golpe de Estado».

https://www.pagina12.com.ar/384699-bolivia-luis-arce-y-evo-morales-iniciaron-una-movilizacion-d

Los movimientos sociales muestran su músculo en Bolivia con una gran marcha de 7 días en defensa de la democracia y el Gobierno de Luis Arce

«Aquí esta el pueblo boliviano, unido y de pie, para decirle a la vieja derecha neoliberal que no va a dividir», señaló el presidente del país andino.
Los movimientos sociales muestran su músculo en Bolivia con una gran marcha de 7 días en defensa de la democracia y el Gobierno de Luis Arce

RT.- Miles de personas salieron este martes a marchar en Bolivia para expresar su respaldo al Gobierno del presidente, Luis Arce, rechazar los intentos de «desestabilización» que han protagonizado los sectores de la oposición en los últimos días y apoyar la unidad de la Nación.

La multitudinaria movilización comenzó en horas de la mañana en el municipio de Caracollo, provincia de Oruro, y tiene como punto final la capital del país, La Paz, detalla la Agencia Boliviana de Información (ABI).

Durante la jornada, Arce destacó que los bolivianos han salido a marchar para «hacerse escuchar» y «gritarle al mundo» que están dispuestos a defender la democracia y a exigir que se respete su voto.

«No estamos solos, aquí esta el pueblo boliviano, unido y de pie, para decirle a la vieja derecha neoliberal que no va a dividir Bolivia. Esta marcha es por la Patria y por la unidad del pueblo boliviano. ¡Viva Bolivia unida! ¡Viva nuestras organizaciones sociales!», expresó Arce.

La movilización es acompañada por Arce; el vicepresidente, David Choquehuanca y el expresidente Evo Morales, actual líder del Movimiento Al Socialismo – Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP).

La marcha también cuenta con el apoyo de la Central Obrera Boliviana (COB) y el Pacto de Unidad, conformado por varias confederaciones sindicales de campesinos, mujeres, indígenas, comunidades interculturales, entre otras organizaciones sociales.

«¡La derecha no pasará!»

Los asistentes a la marcha llevaron distintas pancartas con mensajes que decían: «No permitiremos otro golpe fascista»; «¡Lucho no estás solo!»; «¡La derecha no pasará!», entre otros vítores y cantos expresados en apoyo al gobierno boliviano y a las luchas de los movimientos sociales.

También ondean la wiphala y la bandera nacional, mientras transitan por la carretera que une a Oruro con La Paz, en una movilización que recorrerá unos 34 kilómetros hasta llegar a su primera parada de descanso, en la localidad de Panduro.

De acuerdo a ABI, está previsto que la marcha se extienda durante siete días y llegue a la sede de Gobierno en La Paz el próximo 29 de noviembre.

Morales aseveró que la marcha demostrará su fuerza al llegar a la capital y destacó que esta jornada inicial es solo «un calentamiento» de lo que experimentarán durante la semana.

«Siento que esto solo es un calentamiento, hermano Lucho, hoy día, mañana, es calentamiento; el día lunes, próximo lunes 29, va a reventar La Paz, vamos a demostrar nuestra fuerza. Todos estamos con el proceso de cambio», resaltó.

Desde el pasado 8 de noviembre, sectores de la derecha boliviana, especialmente de las regiones de Santa Cruz y Potosí, han promovido un paro cívico e incentivado acciones de violencia contra el Gobierno boliviano, lo que ha llevado al Ejecutivo a denunciar que el propósito de esas acciones es emular el escenario vivido en 2019, previo al golpe de Estado contra el expresidente Morales.

https://actualidad.rt.com/actualidad/411375-bolivia-realizan-marchas-multitudinarias-defensa-democracia

Evo Morales retoma el liderazgo político en Bolivia

Por Carlos A. Quiroga/ SPUTNIK.- Evo Morales está de vuelta esta semana, en lo más alto del liderazgo político de Bolivia, ya no más como el rey detrás del trono sino como protagonista directo.

“Líder indiscutible” lo llamaron varias veces los representantes sindicales y de diversos sectores sociales que tomaron la palabra en el inicio de una marcha de apoyo al Gobierno socialista de Luis Arce, que soporta una arremetida de la oposición derechista que hasta ha lanzado proclamas subversivas.

El expresidente Morales (2006-2019) retornó hace un año del exilio que siguió a su derrocamiento y, tras un recibimiento apoteósico, se instaló en la región cocalera de Chapare retomando el papel de jefe político del Movimiento Al Socialismo (MAS), su partido que volvió al Gobierno de Bolivia luego del año de transición regido por la derechista Jeanine Áñez.

Señalado a menudo por la oposición conservadora como el verdadero gobernante en desmedro del presidente Luis Arce, su exministro de Economía, Morales se concentró en tareas partidarias en Chapare, interviniendo públicamente solo en polémicas a través de la red social Twitter y una que otra declaración.

DEL DICHO AL HECHO

En el último mes, apremiado aparentemente por las presiones derechistas contra el “proceso de cambio”, como llaman sus seguidores a la “revolución” socialista-indigenista iniciada con su llegada al poder en 2006, Morales comenzó a aparecer en público.

Habló con fuerza y logró ser citado con frecuencia por los medios como defensor del Gobierno de Arce frente a las amenazas de derrocamiento, o al menos desestabilización, lanzadas por líderes de un reciente paro opositor.

Hizo varios llamados a defender a Arce y pasó a la acción directa…

El pasado 11 de noviembre, en el apogeo del paro opositor, el expresidente movilizó a los sindicatos cocaleros que lidera para realizar una gran concentración en un estadio de Chapare, en defensa de Arce frente a los denunciados “aprestos subversivos”.

Horas después de ese acto en el que la multitud repartió vítores entre el Presidente y el exPresidente, Morales convocó a la marcha masiva de Caracollo a La Paz, del 23 al 29 de agosto, comprometiendo para ello a dirigentes de organizaciones sindicales y sociales nacionales que habían acudido al acto de apoyo al Gobierno, incluida la Central Obrera Boliviana.

“AQUÍ ESTÁ TU LÍDER”

Si quedaba alguna duda sobre la reinstalación del liderazgo frontal de Morales en el Gobierno y en el MAS, ésta fue despejada por la combativa secretaria ejecutiva de la Confederación de Mujeres Campesinas Originarias de Bolivia “Bartolina Sisa”, Flora Aguilar, en el acto de inicio a la “Marcha por la Patria”.

“Hermano presidente Luis Arce Catacora, aquí está tu líder el hermano presidente Evo Morales, junto a sus organizaciones después de ser presidente, a defender a usted hermano presidente y hermano vicepresidente (David Choqhueanca)”, dijo la líder de las “Bartolinas”.

“A usted (Arce) lo hemos elegido; al pueblo nos toca también defenderlo para que avancemos hacia adelante con la reconstrucción económica”, afirmó, para lanzar la consigna de la caminata de 200 kilómetros hacia La Paz: “no vamos a permitir otro golpe de Estado en nuestro país, ni desestabilización a nuestro gobierno”.

Aguilar hizo un breve repaso de las amenazas enfrentadas por el “proceso de cambio” desde el golpe de 2019, que luego Morales se encargó de detallar, en el mismo acto y con un discurso que duró más del doble que el de Arce.

Hablando con frecuencia en primera persona, Morales destacó la gran respuesta a la convocatoria a la marcha.

“Somos herederos de tanta lucha de años pasados. Los golpistas (de 2019) dijeron que el MAS nunca más sería Gobierno, que Evo no volvería nunca. Aquí estamos”, ironizó el líder indígena.

Anunció luego que la caminata culminará el 29 de agosto en La Paz, con una gran concentración.

“Siento que esta marcha es solo un calentamiento. El lunes 29 va a reventar La Paz, vamos a demostrar nuestra fuerza para defender nuestra Constitución, la democracia, el Gobierno democráticamente elegido”, aseguró el exgobernante.

Evo Morales, de 62 años y curtido en incontables marchas políticas, comenzó a caminar de Caracollo a La Paz a media mañana del martes, a la cabeza de millares de militantes del oficialismo y flanqueado en un principio por Arce y el líder de la COB, Huarachi. (Sputnik)

Evo Morales retoma el liderazgo político en Bolivia