Celebración del Día Internacional de la Madre Tierra en Bolivia

LA PAZ.- Este jueves 22 de abril se celebra el Día Internacional de la Madre Tierra, aprobada por la ONU el año 2009, a propuesta del entonces presidente de Bolivia Evo Morales.

Este es el programa de los actos que se tendrán hoy en Bolivia.

22 de abril de 2021

DIA INTERNACIONAL DE LA MADRE TIERRA

RE-ENCUENTRO CON LA PACHAMAMA

Auditorio del Banco Central de Bolivia

Programa Primera Parte

PROGRAMA PREVIO – TRANSMITIDO POR BOLIVIA TV

7:00     Ceremonia de Ofrenda a la Pachamama

Transmisión desde el Centro Ceremonial de Puerto Pérez

9:00     Inauguración de la Expo Feria “Productos Naturales de la Pachamama”

Plaza San Francisco organizada la Autoridad Plurinacional de la Madre Tierra, con la presencia del Hno. Presidente Luis Arce Catacora y del Hno. Vicepresidente

del Estado Plurinacional de Bolivia, David Choquehuanca Céspedes

PROGRAMA PRINCIPAL – AUDITORIO DEL BANCO CENTRAL

Día Internacional de la Madre Tierra

10:00   Llegada Invitados Especiales y Delegaciones

10:30   Bienvenida de las Organizaciones Sociales del Pacto de Unidad

Auditorio del Banco Central de Bolivia

10:45   La Protección de la Pachamama en el Ordenamiento Jurídico Nacional

Presentación de los anteproyectos de Ley en proceso de consenso del EPB

  1. Héctor Arce Rodríguez

Presidente de la Comisión de la Región Amazónica, Tierra, Territorio, Agua, y Recursos Naturales y Medio Ambiente de la Cámara de Diputados

11:00   Panelistas Internacionales: Ecocidio y Derechos de la Madre Tierra, Crisis Climática y Asamblea de la Tierra

NNimmo Bassey (Ex presidente de Amigos de la Tierra Internacional, Nigeria)

Marie Toussaint (Europarlamentaria, Alianza contra el Ecocidio, Francia)

Eliana Torrico (Colectivo Árbol, Santa Cruz, Bolivia)

Dra. Vandana Shiva (India)

Cardenal Barreto (Presidente Red Eclesial Pan Amazónica – Perú)

12:00   Pausa e Intermedio Cultural en homenaje a la Pachamama

Programa Segunda Parte

12:15   Palabras del Ministro del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza Montserrat

12:25   Presentación del Llamado de la Madre Tierra (Video)

12:35   Palabras de Rafael Bautista, Filósofo, Escritor y Pensador Boliviano.

12:45   Palabras de Jean-Luc Mélenchon, Diputado de la Asamblea Nacional de Francia.

Fundador y Líder de la Plataforma Francia Insumisa)

12:55   Palabras del Director Regional para América Latina y el Caribe del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Luis Felipe López-Calva

13:05   Palabras del Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Alicia Bárcena

13:15   Palabras del Secretario General de Naciones Unidas, Antonio Guterrez

13:25   Palabras del Jilata Hno. Vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia y

Presidente Nato de la Asamblea Legislativa,

David Choquehuanca Céspedes.

Pachamama, Mamani Mamani -2011

 

La Paz será sede de la Feria Internacional de la Madre Tierra desde el 22 de abril

BOLIVIA TV.- La Vicepresidencia del Estado Plurinacional de Bolivia en coordinación con la Dirección de la Madre tierra y la Dirección de Soberanía Alimentaria organizan la Feria de la Madre Tierra a nivel internacional desde este jueves 22 abril en la plaza mayor de San Francisco de La Paz.

La directora ejecutiva de la Autoridad Plurinacional de la Madre Tierra, Angélica Ponce, en entrevista con el programa El Siete a las Seis, informó que por primera vez se realizará una agenda internacional virtual desde un evento del Banco Central de Bolivia a la cabeza del vicepresidente David Choquehuanca, quien se enfocará en la reflexión acerca de la madre tierra.

Por su parte, el responsable de la dirección de Soberanía Alimentaria para Los Pueblos, Johnny Huanca, afirmó que participarán 200 expositores enfocados en cuatro programas de productos orgánicos y pilares de Bolivia como el café, cacao, asaí y copoazú.

La producción artesanal y medicinal catapultó a Bolivia como un país que se destaca por sanar y cuidar a su población mediante la madre tierra, es por eso que la feria tiene como por objetivo un reencuentro con la naturaleza a través de productos hechos por bolivianos para el mundo.

LM//

ARCHIVO:

Observaciones del Presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre la proclamación del Día Internacional de la Madre Tierra

Nueva York

22 de abril de 2009

Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia,
Excelentísimo Señor Evo Morales Ayma,
Queridos amigos,
Hermanos y hermanas todos,

Me complace sumamente presidir esta sesión, en la que examinaremos y adoptaremos medidas sobre el proyecto de resolución titulado «Día Internacional de la Madre Tierra». Quisiera agradecer por su presencia a mi querido amigo Evo Morales Ayma, Presidente del Estado Plurinacional de Bolivia. Como saben, Bolivia ha sido el promotor de esta resolución ante la Asamblea General, y agradecemos la atención personal que el Presidente Morales ha dedicado a esta importante iniciativa.

La proclamación del 22 de abril como Día Internacional de la Madre Tierra supone el reconocimiento de que la Tierra y sus ecosistemas nos proporcionan la vida y el sustento a lo largo de nuestra existencia. También supone reconocer la responsabilidad que nos corresponde, como se expone en la Declaración de Río de 1992, de promover la armonía con la naturaleza y la Tierra a fin de alcanzar un justo equilibrio entre las necesidades económicas, sociales y ambientales de las generaciones presentes y futuras.

La Madre Tierra es una expresión que se utiliza comúnmente en muchas culturas para designar a nuestro planeta y que se refiere a la interdependencia existente entre los seres humanos, las demás especies vivas y el planeta que todos habitamos.

El proyecto de resolución ha sido patrocinado en primer lugar por el Estado Plurinacional de Bolivia y copatrocinado por Antigua y Barbuda, la Argentina, Barbados, Belarús, Benin, Bhután, Bosnia y Herzegovina, el Brasil, Burkina Faso, Burundi, Cabo Verde, Chile, China, el Congo, Côte d’Ivoire, Cuba, Dominica, el Ecuador, Egipto, El Salvador, España, Filipinas, Guatemala, Haití, Honduras, Italia, el Japón, Kazajstán, Kirguistán, Kuwait, el Líbano, Luxemburgo, Mongolia, Nepal, Nicaragua, el Pakistán, el Paraguay, Portugal, la República Árabe Siria, la República Dominicana, la República Popular Democrática de Corea, Santa Lucía, Serbia, Seychelles, Somalia, el Sudán, el Togo, el Uruguay y la República Bolivariana de Venezuela.

La proclamación del 22 de abril como Día Internacional de la Madre Tierra tiene por objeto invitar a los Estados, las Naciones Unidas y el resto del sistema intergubernamental, la sociedad civil organizada y demás interesados a que observen el día cada año. Nos ofrece una buena oportunidad de concienciar al mundo acerca de los desafíos que tenemos ante nosotros para asegurar el bienestar del planeta y de toda la vida que sustenta.

Me complace enormemente que hayamos aprobado esta histórica resolución por la cual se establece el Día Internacional de la Madre Tierra. Quiero dar las gracias al Presidente Evo Morales Ayma por sus inspiradoras palabras y por honrar a la Asamblea con su presencia hoy. Merece que lo felicitemos por hacer que nuestra preocupación sobre nuestro atribulado planeta revista más importancia en el discurso público. Agradezco también a nuestros distinguidos delegados por sus inteligentes intervenciones.

Creo que la adopción del Día Internacional de la Madre Tierra por la Asamblea tiene especial trascendencia en este momento de nuestra odisea humana. Como señalan los científicos, nos estamos acercando, y quizá ya hemos llegado, a un punto de inflexión en el que el daño que estamos infligiendo al medio ambiente es irreversible. Es posible que enfrentemos un futuro de decadencia inexorable a medida que destruimos los frágiles ecosistemas que sustentan toda la vida en el planeta. Lo que debemos preguntarnos ahora es cómo hacer más lenta esta decadencia o, en el mejor de los casos, cómo invertirla y devolver la salud a nuestro planeta.

También nos estamos acercando a un punto de inflexión en nuestra conciencia colectiva del terrible daño que nuestra especie está infligiendo a nuestra querida Madre Tierra. Somos ahora conscientes de la milagrosa complejidad de nuestra diversidad biológica terrestre y marina y de su fragilidad. Hace dos años, este noble órgano declaró el 2010 «Año Internacional de la Diversidad Biológica» como parte de los esfuerzos por hacer más lento el horrendo ritmo de la pérdida de la riqueza de nuestro planeta. Sin embargo, seguimos despilfarrando nuestra abundancia natural en nombre de una fe cuasireligiosa en las ganancias y en el mercado. La crisis económica y financiera que se está propagando debe ser considerada no sólo un fracaso de las políticas, sino una señal de alerta de que nuestro hiperconsumo, nuestra codicia sin límites y la obsesiva acumulación de poder y dominio no tienen futuro si queremos sobrevivir.

La Asamblea está enviando un mensaje especial de esperanza en el Día de la Madre Tierra. Estamos haciendo de las personas y el bienestar del planeta el centro de nuestra atención y reconociendo que la buena administración de nuestros recursos menguantes es una responsabilidad compartida. Después de todo, la Madre Tierra nutre y sostiene la vida y nuestra propia humanidad. Debemos, como hermanas y hermanos que somos, cuidar de la Madre Tierra a nuestra vez. Convirtámonos una vez más en buenos administradores. Oigamos los sabios consejos de los pueblos indígenas, que, contra viento y madera, han mantenido sus profundos vínculos con la naturaleza. Apoyemos a los miles de millones de pequeños productores de alimentos que, con métodos de agricultura sostenible, pueden seguir brindándonos alimentos saludables y no ser empujados a caer en la miseria por políticas comerciales injustas y agroindustrias codiciosas. Nuestra decisión hoy es un paso simbólico más para cambiar la mentalidad dominante que nos ha llevado tan cerca de la autodestrucción.

Esta mañana tenemos otra oportunidad de detenernos a pensar sobre este momento de la historia, sobre sus desafíos y las oportunidades que ofrece. Deseo ahora levantar esta sesión oficial de la Asamblea y pasar a la parte oficiosa.

Tengo el honor de presentar a dos personas, a dos héroes de la Madre Tierra, que han tenido una enorme influencia en la forma en que pienso sobre nuestra relación con la Madre Naturaleza. Leonardo Boff es, quizá, la voz profética de más renombre en América Latina hoy, una voz que manifiesta en forma magnífica nuestro especial contrato con la Madre Tierra. Estoy sumamente agradecido al Gobierno del Brasil por hacer posible que se encuentre entre nosotros en este histórico acto especial.

Nuestra otra invitada especial, Maude Barlow, es conocida y querida por todos los que reconocemos que es la principal autoridad mundial en materia de agua. Ella promueve los mismos valores espirituales que el Presidente Morales y Leonardo Boff, valores imprescindibles para la supervivencia de nuestra especie. Leonardo y Maude nos honran con su presencia. Abriremos esta parte oficiosa de la sesión con una breve exposición de la Sra. Barlow.

En nombre de la Asamblea, deseo agradecer de todo corazón a la Sra. Barlow, mi asesora especial sobre el agua, y al Sr. Boff por compartir su visión de lo que deberíamos hacer para devolverle la salud a la Madre Tierra. Creo que su mensaje, así como el mensaje de la Asamblea General, es un mensaje de esperanza y solidaridad.

Está claro que debemos movilizar nuestras fuerzas a nivel mundial para afrontar los problemas que hemos creado. No tengo ninguna duda de que las Naciones Unidas nos proporcionan la mejor plataforma para las enormes tareas que tenemos ante nosotros. Este foro también necesita la inspiración y la visión que nuestros científicos, activistas de la sociedad civil y líderes políticos pueden brindarnos.

Agradezcamos al Presidente Morales y a Maude Barlow y Leonardo Boff por las contribuciones que han hecho hoy. Y permítanme terminar invitándolos a asistir al importante acto especial en que celebraremos el Día Internacional de la Madre Tierra, que tendrá lugar esta tarde de las 14.30 a las 17.30 en la Sala 4.

Gracias.

FUENTE: https://www.un.org/es/ga/president/63/statements/pga_motherearthday_april222009.shtml

La Tierra tiene derechos, dice el presidente de Bolivia

El presidente de Bolivia, Evo Morales, celebró que la Asamblea General de la ONU haya declarado al 22 de abril Día Internacional de la Madre Tierra.

El mandatario intervino en ese foro para reafirmar la necesidad de que se respeten los derechos del planeta.

Dijo que los seres humanos tienen conciencia y capacidad de controlar su propia evolución a fin de promover la armonía con la naturaleza.

No hacerlo deriva en problemas como el cambio climático, explicó Morales.

Señaló que cada día las montañas van perdiendo la nieve de sus picos, las lagunas se secan y las islas han empezado a desaparecer.

“La madre tierra es algo sagrado para la vida. Por eso realizamos sagradamente el rito, su homenaje a nuestros ríos, a nuestros cerros, a nuestros lagos, a nuestros animales, tantas músicas como expresión de respeto a la madre tierra”, declaró el presidente boliviano.

Opinó que hay quienes no van a querer aceptar que la Tierra tiene derechos, porque algunos seres humanos se creen el centro del mundo y del universo, pero confió en que al final se va a imponer la razón, la sensatez y la realidad.

FUENTE: https://news.un.org/es/story/2009/04/1162091

Restaurar nuestra Tierra

La Madre Tierra claramente nos pide que actuemos. Los océanos se llenan de plásticos y se vuelven más ácidos. El calor extremo, los incendios forestales y las inundaciones, así como una temporada de huracanes en el Atlántico que ha batido récords, han afectado a millones de personas. Ahora nos enfrentamos al COVID -19, una pandemia sanitaria mundial con una fuerte relación con la salud de nuestro ecosistema.

El cambio climático, los cambios provocados por el hombre en la naturaleza, así como los crímenes que perturban la biodiversidad, como la deforestación, el cambio de uso del suelo, la producción agrícola y ganadera intensiva o el creciente comercio ilegal de vida silvestre, pueden aumentar el contacto y la transmisión de enfermedades infecciosas de animales a humanos (enfermedades zoonóticas).

De acuerdo con el PNUMA (Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente), una nueva enfermedad infecciosa emerge en los humanos cada 4 meses. De estas enfermedades, el 75% provienen de animales. Esto muestra las estrechas relaciones entre la salud humana, animal y ambiental.

Los ecosistemas sustentan todas las formas de vida de la Tierra. De la salud de nuestros ecosistemas depende directamente la salud de nuestro planeta y sus habitantes. Restaurar nuestros ecosistemas dañados ayudará a acabar con la pobreza, a combatir el cambio climático y prevenir una extinción masiva. El Decenio de las Naciones Unidas para la Restauración de los Ecosistemas, que se lanzará oficialmente el Día Mundial del Medio Ambiente (5 de junio), nos ayudará a prevenir, detener e invertir la degradación de los ecosistemas en todos los continentes y en todos los océanos. Pero sólo lo conseguiremos si todo el mundo pone de su parte.

Recordemos hoy más que nunca en este Día Internacional de la Madre Tierra que necesitamos un cambio hacia una economía más sostenible que funcione tanto para las personas como para el planeta. Promovamos la armonía con la naturaleza y la Tierra. ¡Únete al movimiento mundial para restaurar la madre Tierra!

the Earth seen_from Apollo_17

¿Estamos realmente cuidando el planeta Tierra?

Conoce las cifras que muestran el progreso en nuestra acción climática. No perdamos la oportunidad de limitar el aumento de la temperatura terrestre.

La importancia de la biodiversidad para los humanos

El brote de coronavirus representa un riesgo enorme para la salud pública y la economía mundial, pero también para la diversidad biológica. Sin embargo, la biodiversidad puede ser parte de la solución, ya que una diversidad de especies dificulta la propagación rápida de los patógenos.

Igualmente, cada vez es más evidente su impacto en la salud humana. Los cambios en la biodiversidad afectan al funcionamiento de los ecosistemas y pueden ocasionar alteraciones importantes de los bienes y servicios que estos proporcionan. Los vínculos específicos entre la salud y la biodiversidad incluyen posibles impactos en la nutrición, la investigación sanitaria y la medicina tradicional, la generación de nuevas enfermedades infecciosas y cambios significativos en la distribución de plantas, patógenos, animales e incluso asentamientos humanos, algo que puede ser alentado debido al cambio climático.

A pesar de los esfuerzos actuales, la biodiversidad se está deteriorando en todo el mundo a un ritmo sin precedentes en la historia humana. Se estima que alrededor de un millón de especies animales y vegetales se encuentran actualmente en peligro de extinción.

Con este panorama general y el escenario del coronavirus, nuestra prioridad inmediata es evitar la propagación de COVID-19, pero a largo plazo, es importante abordar la pérdida de hábitat y biodiversidad.

Estamos en esta lucha juntos con nuestra Madre Tierra.