Periodista Humberto Vacaflor recibió del régimen de Añez Bs. 82.000 por escribir 7 párrafos al día

CRONICA DIGITAL.- HumbertoVacaflor Ganam es periodista. Era recordado por pedir un premio especial para #AlejandroEntrambasuaguas. También entró a los anales del #PeriodismoBoliviano por haber mentido y el Tribunal de Ética de su rubro lo #obligó a #retractarse. Ahora marca un nuevo (y triste) hito: el haber cobrado nada menos que Bs 82.411,60 por escribir un promedio de 7 párrafos al día durante 11 meses y 28 días del 2020.
Es que este sujeto fue contratado por nada y nada menos que ROXANA #LIZÁRRAGA, quien fuera ministra de Comunicación de la expresidenta #JeanineAñez, según el contrato firmado el viernes 3 de enero del 2020.
23 días después, #LaHuesos (como conocen a Roxana Lizárraga quien hizo de Unitel su palestra al campo político) renunciaría pero #Vacaflor se mantuvo en su cargo.
Vacaflor fue contratado como “personal eventual” para escribir o mejor dicho para la “elaboración de artículos y/o columnas de opinión, siete días a la semana” para el periódico #Bolivia, el mismo medio de comunicación al que Roxana #LaHuesos Lizárraga le puso ese nombre y que tiene como sede la ciudad de #LaPaz.
Los demás trabajadores del #periódicoBolivia, a contrato o ítem, debían ir a trabajar hasta las oficinas de ese medio, en la calle Potosí de La Paz, pero como Vacaflor reside en la ciudad de #Tarija eso no fue problema. ¿Quién no quisiera tener un trabajo así?
La segunda #cláusula del contrato que le dio Roxana #LaHuesos Lizárraga a Humberto Vacaflor dice: «El Ministerio de Comunicación requiere de la opinión del contratado como destacado ciudadano, de reconocido #prestigio a nivel #nacional e #internacional, para publicar su columna en el periódico Bolivia».
Es decir, le contrataron para escribir una columna por día, en este caso, para redactar el #EDITORIAL del medio escrito estatal, según el contrato al que tuvo acceso #CRÓNICADIGITAL.
¿Cuánto le pagaron? Según la cláusula quinta, el sujeto “de #PrestigioNacional e internacional” iba a recibir Bs 6.906 al mes, el equivalente a mil dólares. Sólo por sentarse en su casa, escribir un promedio de 6 a 7 párrafos y mandarlos por correo electrónico hasta La Paz.
El pago que le hizo el #Estado, es decir del bolsillo de todos los bolivianos, por 11 #meses y 28 #días a Vacaflor fue de Bs 82.411,60, según la #documentación que acompaña al contrato firmado por Lizárraga y el sujeto.
Pero, ¿qué siempre escribía #Vacaflor? Hagamos un breve repaso:
“Lo único que no encaja en este panorama es el comportamiento del cocalero prófugo (…) Quizá ya no confía en que su partido gane las elecciones, ahora que el padrón será limpiado de todos los muertos que contenía, de todos los contrabandos metidos por venezolanos y cubanos, con ayuda de algunos españoles” (#Editorial del 15 enero). De seguro, Vacaflor se mostró muy contento por los resultados del 55% de votos a favor del MAS, pues las elecciones se realizaron con lo que dice el “padrón limpiado”.
“Menos mal que en Bolivia las Fuerzas Armadas ya saben #cómo deben tratar a las “milicias armadas” organizadas desde el exterior que osan actuar en territorio boliviano” (#Editorial del 15 enero). Su forma de justificar las #masacres de #Senkata, #Sacaba y #Huayllani queda muy clara para Vacaflor.
“El gobierno de la presidenta #JeanineÁñez está tomando medidas para #cuidar la #salud de los bolivianos y algunos departamentos están complementando esa política con medidas aisladas” (editorial 18 marzo). Menos mal que Añez decidió cuidar la salud de los bolivianos cuando empezó la pandemia, si no lo hubiera hecho de seguro se extinguía este país.
Y todas estas #columnas de opinión las hacía en editoriales que como mínimo tenían 6 #párrafos y algunos 10 párrafos. Una tarea que puede ser realizada en menos de 20 #minutos.
“Pero de seguro es un gran periodista con un amplio recorrido en su campo #profesional”, dirán algunos para #justificar el hecho de ganar más de Bs 80 mil por escribir apenas 7 párrafos al día.
Humberto Vacaflor causó revuelo entre sus mismos colegas cuando el 1 de octubre del 2020 propuso, mediante su Twitter, darle un premio especial al periodista Alejandro #Entrambasaguas, quien era el brazo derecho del Ministro de #Gobierno, Arturo #ElBolas #Murillo. (El apodo de El Bolas le puso su exjefe Samuel Doria Medina en un audio muy conocido).
Su pedido, por supuesto, fue desechado por el #gremio periodístico boliviano pues el sujeto español, además de violar todas las normas éticas del periodismo en Bolivia, incluso tiene #procesos abiertos en su propio país. Este sujeto será juzgado por #acosar a los hijos de Pablo Iglesias y su esposa Irene Montero, según el diario La Última Hora de #España, en un informe del pasado 12 de marzo.
Haciendo memoria, la #reputación de Vacaflor se fue al tacho cuando el mismo #TribunalDeÉtica de los periodistas bolivianos le obligó a #retractarse sobre una #mentira que difundió y que jamás pudo demostrar.
En septiembre del 2016, el Tribunal Nacional de Ética Periodística (el máximo organismo que regula el trabajo #periodístico) falló en contra de #HumbertoVacaflor y lo obligó a retractarse. “Me #retracto, me #recontra retracto”, dijo a regañadientes el sujeto que en un programa de televisión dijo que Evo Morales había ordenado el asesinato de dos personas.
Casualmente, en esa misma fecha, #RoxanaLizárraga (que cuando fue ministra contrató a Vacaflor) también fue obligada a retractarse por el mismo Tribunal de Ética Periodística porque junto a su compinche #AmaliaPando en su programa Cabildeo, acusaron que la entonces ministra de Salud, Ariana Campero, estaba #embarazada. “La felicito a Adriana Campero, está embarazada de 5 #meses, le atienden en la #CajaPetrolera. Y la #esposa de un ministro va a Palacio a hacer un #escándalo. El papá es un ministro”, dijo en ese entonces Roxana Lizárraga. Todo era mentira, incluso el nombre del seguro de salud, pues todos los funcionarios del Ministerio de Salud están afiliados a la Caja Nacional de Salud #CNS . Lizárraga, #LaHuesos, también a regañadientes, tuvo que #retractarse.
Y ni hablar que Vacaflor, durante todo el 2020, seguía ejerciendo como periodista en el medio #Siglo21. Bolivia News SRL, es otra clara muestra de violación a los preceptos éticos de los periodistas, porque sencillamente no puedes recibir #dinero de una fuente de información (el Estado) mientras se desenvuelve como periodista en un medio.
No hay duda que tanto a #Lizárraga como a #Vacaflor los une la falta de ética periodística, las mentiras y, principalmente, el amor a ganar dinero por hacer prácticamente nada o, como en este caso, escribir 7 párrafos y #embolsillarse más de Bs 80 mil.
#POSDATA: Para aclarar posibles malos entendidos, Humberto VACAFLOR no tiene ninguna relación familiar con #NANCY VACAFLOR, aunque lleven el mismo apellido y aunque se hayan beneficiado con jugosos contratos por realizar consultorías casi irrisorias. Recordemos que #NancyVACAFLOR recibió Bs 30 mil por apenas trabajar 14 días (según sus propias palabras).
FUENTE ORIGINAL DE ESTA NOTA AQUI: