Bolivia reporta 1.713 nuevos contagios de COVID-19 con mayor incidencia en el eje central

La Paz, 6 ene (ABI).- El Ministerio de Salud reportó este miércoles 1.713 nuevos casos de COVID-19 en el país, con mayor incidencia en Santa Cruz con 689, La Paz 287 y Cochabamba 232.

Según el Reporte COVID-19 en Bolivia No. 297 emitido cada noche por el Ministerio de Salud, el departamento de Chuquisaca reporta 139, Beni 112, Oruro 77, Potosí 66, Tarija 62 y Pando 49.

Ese reporte oficial precisa que, desde el inicio de la pandemia, en Bolivia se reportaron 166.981 casos positivos, de los cuales 22.508 están activos.

Además, se descartaron 264.418 casos, se tienen 2.428 pacientes sospechosos, y la cifra de muertes a causa de ese virus asciende a 9.287, 46 decesos más que la jornada pasada.

Mientras que los pacientes recuperados son 135.186 personas, 683 más que los registrados el lunes.

Descartan nueva cuarentena rígida en La Paz, Santa Cruz y Cochabamba ante el incremento de casos de COVID-19

La Paz, 6 ene (ABI).- La alcaldesa interina de Santa Cruz, Angélica Sosa, coincidió este miércoles con sus pares de La Paz, Marcelo Arroyo, y de Cochabamba, Iván Tellería, en no ingresar nuevamente a una cuarentena rígida, ante el incremento de casos de COVID-19 que se reportó en las últimas semanas.

«Hemos coincidido los tres alcaldes de las ciudades más pobladas del país, que no podemos entrar de nuevo a una cuarentena rígida», remarcó en conferencia de prensa en la Casa Grande del Pueblo, tras la reunión con el presidente Luis Arce para coordinar acciones de lucha contra la pandemia.

El mandatario convocó a reunión a los alcaldes del eje central del país para establecer una agenda de trabajo que unifique los esfuerzos para enfrentar la segunda oleada del COVID-19.

Sosa explicó que en el eje central aún se mantienen las medidas de restricción, con el objetivo de evitar más contagios de coronavirus, lo que -en su juicio- es la única manera de cuidar la salud de la población.

En marzo de 2020, Bolivia acató una cuarentena rígida de cuatro meses, ante la llegada de esa enfermedad, que a la fecha se cobró la vida de más de 9.000 personas.

La cuarentena y las improvisadas medidas determinadas por el gobierno de facto afectaron al sector económico y productivo y ocasionaron el cierre de muchas empresas.

«Vamos a hacer el esfuerzo. Santa Cruz puede, Santa Cruz se va a levantar como se va a levantar Bolivia», afirmó Sosa.

Asimismo, agradeció al primer mandatario por convocar a esa reunión, de la que se va «contenta», y anunció que los acuerdos arribados serán socializados con los cruceños.

Por su parte, el alcalde interino de Cochabamba, exhortó a la población a mantener las medidas de bioseguridad, ya que es la única forma de cuidar la salud de cada uno de los bolivianos y de sus familias.

Asimismo, Arroyo quien se ejerce como alcalde interino de La Paz, debido a que Luis Revilla dio positivo a COVID-19, reiteró que es «imposible» ir a una cuarentena rígida y que se hace todos los esfuerzos para prevenir el incremento de casos.